¿No sientes a veces que vives como detrás de una careta? Intentando aparentar que todo está bien, que eres una buena persona sin malos pensamientos, tragándote las lágrimas de desesperación, o los celos, o la rabia porque «se supone que esas cosas no se deben sentir».

Este episodio que he grabado en audio es uno de los más oscuros que he hecho hasta ahora. La inspiración para realizarlo me vino de un comentario que una lectora escribió en uno de mis artículos, en la que, en un alarde de valentía y sinceridad, explicaba sin tapujos cómo se sentía.

Este comentario me ha llevado a reflexionar sobre la sombra, esa faceta oscura de nuestro ser donde escondemos todo lo que suponemos que no está «bien visto».

En este capítulo te hablo de qué consecuencias tiene reprimir tu lado oscuro y qué puedes hacer para acercarte a él de manera saludable.

Pero sobre todo, mi intención principal es que al escucharlo descubras que, si alguna vez has tenido fuertes sentimientos de cualquier tipo, eso indica que eres una persona NORMAL. Lo anormal es vivir de espaldas a este lado oscuro.

Espero que te guste, aquí lo tienes:

Notas sobre el audio:

El comentario que me ha dado pie a grabar este episodio es el siguiente:

Racionalmente yo sé y acepto que tengo envidia de casi todo el mundo que me rodea.

Desde adolescente siento un profundo odio hacia los demás, pero sobre todo, me odio y desprecio a mí misma.

Estoy harta de esforzarme en todo, de ser una persona decente, de hacer las cosas bien y que nada me resulte. Me revienta ver que una pelandrusca fea e inculta se lleve un partidazo al que yo iba detrás, que otra tipa egoísta y maleducada pueda tener hijos que la naturaleza me negó, que una bocazas irresponsable ascienda en el trabajo antes que yo.

Casi todos los días me levanto con ganas de hacerne mucho daño, pura y llanamente. No duermo pensando en el odio que me consume, en la certeza de que no valgo nada y cada noche cuando logro conciliar el sueño con el deseo de que al día siguiente toda esa gente despreciable que odio por tener lo que yo merezco y ellos no, muera o desaparezca. O mejor aún, yo misma.

Lo sé, soy un ser repugnante, pero tenía que soltarlo, y ojalá que al externar mi deseo de destrucción y desaparición propia, se cumpla pronto.

 

Y la historia de «La guerrera que no lloraba» que he leído en Instagram y que también me ha servido de inspiración para este episodio es esta:

View this post on Instagram

El otro día en una entrevista con @soyiremartin me autoproclamé activista de la vulnerabilidad. Voy a contarte una historia… . Había una vez una niña a la que le contaron que para poder tener una vida plena, llena de éxitos, amigos y oportunidades, tenía que mostrarle al mundo su mejor cara y su fortaleza. Le contaron que era muy importante esconder sus debilidades y sus inseguridades ya que las demás personas podrían aprovecharse y usarlo en su contra. Ella observó a los demás, vio como los demás también escondían sus partes menos brillantes, por lo tanto parecía que aquella historia que le contaban tenía sentido y que así funcionaba el mundo. "Parece ser que el mundo es de los fuertes, yo me convertiré en una perfecta guerrera”. Cuando por el camino de la vida ella iba sintiendo que había cosas que le hacían daño, que había pérdidas, que había renuncias, que había decepciones, ella pensaba que si no miraba de cara a todo eso que aparecía en ella y evitaba que el llanto brotase, no perdería tiempo en lamentaciones y se demostraría sí misma lo fuerte que era por no dejarse afectar ni abatir. Al principio las lágrimas aparecían y ella se las secaba rápido, y seguía con sus cosas sin prestarles atención, poco a poco las lágrimas dejaron de aparecer. Pero la vida seguía ocurriendo y las vivencias que requerían lágrimas seguían existiendo y repitiéndose. Esta valiente guerrera que hacía de tripas corazón cada vez que aparecía la lluvia, el invierno, la muerte, la pérdida…empezó a acumular un mar de lágrimas dentro de su cuerpo, y con el tiempo dejo de sonreír, dejo de reír, dejo de sentir el sol y la primavera, ya no sentía nada, se quedó fría y llena de agua, sumida en un largo invierno permanente. . Procuro vivir el invierno en mí cuándo es invierno en mí, para poder renacer en primavera. A veces el invierno dura cinco minutos, a veces un día, lo que tarden en salir las lágrimas que ha traído. Emoción generada emoción que necesita ser validada y sentida. No acumules lágrimas. . Te agradezco si me dejas en comentarios qué te ha hecho sentir o pensar esta historia. . #carolterapia #emociones #psicologia #lagrimas #vulnerabilidad arte: @aykutmaykut

A post shared by ☾ Medicina Para El Alma ☾ (@carolterapia._) on

 

En el episodio hablo también del libro de Connie Zweig y Jeremiah Abrams «Encuentro con la sombra: El poder del lado oscuro de la naturaleza humana».

Y menciono la siguiente carta del tarot, El Diablo, aquí una imagen para que extraigas tus propias impresiones:

Tarot Marsella: El Diablo

¿Qué pasa si nos desentendemos de nuestro lado oscuro?

En este episodio te hablo de cuatro consecuencias:

  1. Nos volvemos personas sin sentimientos y desvitalizadas, mortecinas. No sentimos las grandes decepciones pero tampoco las alegrías
  2. Los sentimientos van cobrando un cariz perverso y tortuoso: podemos tener impulsos de autodestrucción o pensamientos siniestros que están descolgados de la situación original que los provocó.
  3. Desarrollamos actitudes hostiles ante las personas que nos rodean, especialmente grave es el caso de rechazo (no consciente) de los propios hijos, hermanos o amigos.
  4. Las adicciones son una manera de calmar un vacío interior enorme sin indagar en las verdaderas causas de ese vacío.

 

Conoce tu lado oscuro
Guardar en Pinterest

 

Bien, ¿y qué hacer con nuestra sombra, cómo trabajar con ella?

Pues atreviéndonos a mirar todos esos sentimientos que se agitan dentro de nosotros… En vez de huir, de tragarnos las lágrimas o la rabia, de pensar en otra cosa cuando nos sentimos mal, indaguemos en lo que nos pasa y por qué nos pasa.

También nos ayuda la escritura (el verter en el papel todos esos pensamientos innombrables), hablar de manera sincera con personas de confianza y, en último término, la terapia.

 

Algunas preguntas para profundizar en tu propia sombra

¿Te animas a quitarte la careta hoy, al menos un ratito? Estas 3 preguntas te harán mucho que pensar:

  • ¿De qué cosas te avergüenzas? (sí, sí, eso que escondes debajo de la alfombra y que piensas que es terrible pero que no lo es…) ¿Y si en vez de quedarte en la vergüenza intentas mirar el dolor que hay detrás?
  • ¿Por qué tienes miedo a mostrarte vulnerable, temeroso o imperfecto Analiza de dónde te viene esa necesidad de mostrarte invencible y positivo en todo momento.
  • ¿A qué estás encadenado? Todos tenemos nuestras pequeñas adicciones y es momento de mirar hasta qué punto nos atan.

Como ves, son todas estas preguntas de gran profundidad que te llevarán a conocerte mejor a ti mismo.

Y por último…

 

¿Quieres aprender más sobre el lado oscuro, pero también el lado brillante, de tu propia vida?

Entonces te invito a unirte a una experiencia intrépida y transformadora: mi curso de tarot terapéutico de 13 semanas que acaba de abrir sus puertas.

A lo largo de este curso exploraremos el significado de los Arcanos Mayores del tarot como imágenes simbólicas que nos ayudan a conocernos.

Aprenderemos también a hacer tiradas para que el tarot se convierta en nuestro oráculo personal, una herramienta que nos ayude a salir de los bloqueos, desarrollar la intuición y ver nuevas perspectivas ante las dificultades.

Tienes toda la información haciendo clic aquí.

¡Gracias por escucharme y buen día para todos!

 

Escuchar episodio 8 en iVoox

Escucha el episodio 8 en Spotify

Escucha el episodio 8 en Apple Podcast

 

Amparo María Millán Ocaña te informa que los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por mí como responsable de esta web. Finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales: gestionar el alta a esta suscripción y remitir boletines periódicos con información y oferta prospectiva de productos o servicios propios y de terceros afiliados.  Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios:  Mailchimp. Ver política de privacidad de Mailchimp.  Derechos: Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en info@puedoayudarte.es. Puedes encontar más información sobre Protección de Datos en mi página web, así como consultar mi política de privacidad.

¿Te gustó este artículo?

Recibe los siguientes en tu correo

16 Comentarios

  1. Me encantan tus podcasts, bueno todo lo que escribes, siento que me ayuda mucho.
    Hace un tiempo que he dejado de recibir tus correos de los sábados, has dejado de hacerlos? O me he borrado sin querer? Por favor , los espero con impaciencia!
    Un abrazo

    • Amparo Millán Responde

      Hola Rosario! Pues sigo enviando los boletines de los sábados desde hace meses, claro que sí! Solamente paré algunas semanas después de dar a luz, pero eso fue el año pasado… Te puedes suscribir de nuevo cuando quieras aquí –> (sin título)
      Un abrazo y me alegro mucho que te ayuden estos contenidos 🙂

      • Muchísimas gracias por contestar tan pronto, ya me he suscrito de nuevo.
        Hay alguna posibilidad de ver los boletines del sábado que me he perdido?

        Perdona que sea tan pesada, un abrazo

        • Amparo Millán Responde

          Hola Rosa!
          Pues actualmente no tengo ninguna página recopilando los boletines pasados pero sería buena idea hacerla… Tomo tu propuesta y si lo hago, te aviso 😉 Un abrazo!

  2. Claudia Hernández Responde

    Me llamo la atención porque yo reconozco mi lado oscuro, se que me llegan sentimientos malos y deseos de que las personas que me han causado daño paguen, porque veo y siento que yo cuando eh echo algo mal la vida me lo cobra y bueno cuando yo cuento esto que siento, las personas me dicen que no está bien que eso pasara y que la vida se encargará cosa que yo veo que no es verdad a ellos les va bien a mi no, y no quiero que me digan pobrecita por sentir eso, que me digan prácticamente solo necesitamos sonreír para que salga el arcoiris

    • Amparo Millán Responde

      Hola Claudia,
      En tu caso, si reconoces sin problema tu lado oscuro, te toca dar el siguiente paso: INDAGAR en esos sentimientos, ver de dónde vienen y cómo los puedes utilizar para tu crecimiento personal. Porque claro, uno no puede vivir en la queja o la autodestrucción permanente… Estos sentimientos tienen que servirnos de gasolina para mejorar como personas.
      Pero sí, tienes razón en que cuando estás mal no ayuda mucho que te digan que «sólo necesitas sonreír».
      Saludos cordiales!

  3. Directo, crudo, reparador….más vale caer y salir fortalecida, que vivir siempre en la aburrida neutralidad, por eso te leemos Amparo y te seguimos desde hace tanto tiempo, nos ayudas a acercarnos a nuestra esencia y a vivir con mucha verdad. Para mí la felicidad es eso, tú lo plasmas todo de una manera cercana y sencilla y abogas por ello, es de agradecer todo tu esfuerzo. Simplemente uniéndonos y comprendiéndonos conseguiremos esquivar todas las rocas presentes en el camino. Me encanta tu propuesta, vamos a seguir creciendo e indagando y siempre con la ilusión de tener esta herramienta tan motivadora.

  4. ¡Hola Amparo! Me gusta mucho cómo has abordado este tema, gracias por ponerle luz. En el audio también hablas de un libro sobre padres e hijos, ¿puedes anotar el nombre, por favor? Muchas gracias por compartir de la manera que lo haces, un abrazo.

    • Amparo Millán Responde

      Hola Violeta!
      El libro del que hablo es «Tu hijo, tu espejo» de Martha Alicia Chávez. Es súuuper recomendable.
      Muchas gracias por tu amable comentario 🙂 un abrazo!

  5. Hola Amparo…es verdad lo que dices de las consecuencias al negar nuestro lado oscuro..hace casi 3 años que estoy con tratamiento y medicación psiquiátricos por depresión. .que me llevo a esto?..hoy puedo reconocerlo..mis sentimientos de frustración y miedo ..inconscientemente odiaba los éxitos ajenos…pero nunca me quejaba…el día que lo hice me maltratos verbalmente y me hicieron sentir fea e incompetente por no tener el físico adecuado.Hoy Se lo que valgo y estoy trabajando en ello..no es fácil pero vale la pena ..Gracias por iluminar esta oscuridad que desconocía.
    Veronica desde Buenos Aires. Argentina

    • Amparo Millán Responde

      Hola Verónica,
      Qué duro lo que cuentas, pero a la vez eres valiente por compartirlo y por haber mirado esos miedos, esa frustración y ese dolor a la cara.
      Espero que, a pesar del tratamiento psiquiátrico que sin duda es adecuado, te animes a explorar con un terapeuta empático todos estos sentimientos revueltos. Yo te recomiendo mucho leer a Laura Gutman o hacer con algún miembro de su equipo tu Biografía Humana.
      Te mando un abrazo grande!

  6. Estoy muy de acuerdo en que cuando se toma medicación a largo plazo se pierde la chispa y la persona se convierte en una sombra de lo que se fue. Hay que tener mucho cuidado con esto. Yo vi cómo mi madre perdió la chispa hace muchos muchos años. Es muy triste. Por eso hay que probar todo lo posible antes de meterse con la medicación. Si hace falta tomar… que a ser posible sea por un tiempo limitado.

    • Amparo Millán Responde

      Vaya, Verónica, cuánto lo lamento… 🙁
      Sí, yo también conozco personas medicadas muchos años y es eso, falta chispa, incluso cuando estas personas ríen o bromean no es con la pasión de antes, es difícil de explicar pero fácil de ver.
      Muchas gracias por tu comentario y ojalá muchas personas se animen a descubrir su «caja de los horrores» en vez de conformarse con vivir a medio gas. Un fuerte abrazo!

  7. ¡Poderoso! En mi caso la cuarentena ha sido un momento muy propicio para volver a mirar mis sombras. Tus reflexiones y preguntas me han servido para profundizar un poco más. Aunque no es agradable, es necesario e importante mirar que máscaras nos ponemos y lo que hay debajo. Estuve posponiendo escucharlo y hasta dolor de cabeza me dio. Valió mucho la pena. Agradecida

  8. Buen día Amparo, te saludo desde Argentina , agradecida el averte encontrado, en mi búsqueda de luz….tengo un niño 9 años, hermoso,sano,vital, que no para de hablar de la muerte, trato de que hable de la vida , muchas veces lo dejo, estoy haciendo bien? Q es lo mejor para su desarrollo?… Saludos y FELICITACIONES por tu niña!

  9. Me ha encantado el audio, me siento bastante identificada en muchas cosas. En mi caso, reconozco mi lado oscuro, pero creo que aunque lo reconozca, veo que no avanzo. En mi caso, siento una soledad latente que quizás no me deja avanzar y el sentirme así, siento una tristeza que no se lo deseo a nadie. Una cosa pienso es estar acompañada de muchas personas y sentirse solo/a y otra es el estar solo/a, que es mi caso y cuando estás tan solo, es difícil tú mismo arrancar. Bueno, un fortisimo abrazo y espero sentirme mejor….besitos!!!!

Escribe un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.