Hace unos días os animaba desde mi perfil de Instagram a crear y definir un proyecto para los próximos días.

Algunas personas me han comentado que ese es precisamente su problema, que sienten que no tienen un proyecto, un objetivo al que dirigirse. Acciones

Mi respuesta en este caso es la siguiente:

Si no tienes un proyecto, o no sabes cuál podría ser, lo creas.

Así de sencillo. Y eso lo puedes hacer ahora mismo, en dos minutos.

Crear un proyecto es decir: «en los siguientes 21 días (por ejemplo) me voy a enfocar en… y voy a ir registrando cómo me va y las conclusiones que obtengo» No es más complicado que esto.

Además, te diré algo… No hay mejor forma de encontrar claridad y motivación que a través del compromiso con algo, lo que sea. “Lo que quiero hacer en la vida” (o en los próximos tres años) es una cosa que no se suele encontrar pensando y dándole vueltas en el sofá, sino en el transcurso de un viaje. No un viaje concreto, cualquier viaje.

¿Cuántas veces las mejores ideas no se te han ocurrido frente al ordenador sino paseando, hablando con un amigo, cocinando, arreglando las plantas o visitando un museo?

 

La inspiración y las ideas se ven atraídas por el movimiento - ¡Twitea esto!

 

Si sientes que no tienes un objetivo al que dirigirte, elige alguno de los retos que sugiero en la siguiente llista y comprométete con ello durante 21 días seguidos. Verás cómo al finalizar ese período te sientes más segur@ de ti mismo, con menos bloqueos y con la mente (y el ánimo) más enfocados para conseguir tus sueños.

Seguro que entre estas alternativas encontrarás algo que te llame la atención o despierte tu imaginación:

iones

  1. Caminar o hacer alguna actividad deportiva todos los días.
  2. Estudiar intensivamente inglés (u otro idioma) a través de un portal de Internet, de pago o gratuito.
  3. Escribir un cierto número de palabras o páginas todos los días (para un proyecto académico, para un blog, un libro, un curso, etc.)
  4. Llevar durante 21 un diario con tus miedos, preocupaciones, deseos, recuerdos y dudas.
  5. Si estás buscando trabajo, hacer cada día una mejora diferente a tu curriculum vitae (cambiar el diseño, cambiar cada apartado para hacerlo más atractivo, actualizar tus cursos, incluir carta de presentación, hacerte una
    fotografía profesional, etc.)
  6. Buscar cada día una empresa diferente en la que te gustaría trabajar y enviar una carta de presentación junto con tu curriculum.
  7. Si quieres mejorar tus habilidades sociales, proponte hablar cada día con una persona desconocida (aunque sólo sea para preguntarle la hora o pedir vez en la frutería)
  8. Hacer un gran orden en tu casa (armario, muebles, objetos, alimentos, cosméticos, etc.) en tus archivos digitales y en tu vida.
  9. Escribir cada día un e-mail a un amigo querido, interesándote por su estado y sus novedades.
  10. Aprender algo que te encanta y siempre quisiste aprender, pero nunca “encontraste tiempo”: flamenco, ganchillo, dibujo, fotografía, escritura creativa, golf, piano, canto…
  11. Practicar con constancia esa habilidad que estás adquiriendo y que necesitas a nivel personal o profesional (un instrumento musical, un programa de Internet, el funcionamiento de una herramienta, etc.)
  12. Recopilar cada día una poesía o un texto que te guste y te resulte verdadero. Copiarlo en una libreta con letra cuidada y bonita.
  13. Salir todos los días a fotografiar calles o sitios alrededor de tu ciudad donde nunca antes habías estado.
  14. Hacer prácticas de tu pasión o negocio de forma gratuita, con una persona cada día (ej: maquillar, hacer coaching, entrenar, enseñar francés, dar una clase de matemáticas, etc)
  15. Comprometerte a escribir cada día a una persona influyente de tu campo ofreciéndote a colaborar con él o pidiendo algún tipo de consejo o ayuda (sin importar que te respondan o no, tú sólo haz tu trabajo que es contactar con esa persona)
  16. Hacer cada día un dibujo nuevo (si crees que «no sabes dibujar» también vale, importa que lo hagas no si está bien o mal)
  17. Leer cada día un número de páginas de un libro concreto que necesitas leer (y que llevas postergando mucho tiempo)
  18. Componer cada día una poesía o una nueva canción; crear cada día una receta nueva de cocina (original y sorprendente).
  19. Llevar un diario de sueños durante 21 días: apuntar cada mañana lo que has soñado la noche anterior y durante el resto del día indagar en esas imágenes oníricas (los libros de interpretación de sueños dicen que para comprender su significado es necesario registrar muchos sueños y a partir de ahí, entresacar patrones comunes, porque analizar un sueño individual de forma aislada es complejo y difícil)
  20. (Para atrevidos/as): Cada día, pedir el teléfono a una persona que te resulte atractiva (lo que importa es pedirlo, lo que no depende de ti es que te lo dé o no).
  21. Hacer algo nuevo cada día, lo que sea: pasear por una calle nueva, combinar dos prendas de ropa que nunca habías combinado, llamar por teléfono a alguien con quien no contactas desde hace años, entrar a una tienda nueva, escuchar un grupo de música desconocido, etc.

 

Probablemente mientras leías esta lista algo ha despertado tu atención o se te ha ocurrido una nueva sugerencia, ¡eso es bueno! Responde a la llamada de tu voz interior y hazte el compromiso de convertir alguna de estas actividades en hábito. Ya que:

 

No hay proyecto insignificante si se hace con sencillez, conexión y un sincero deseo de mejorar nuestra vida

 

No te quedes en la queja, en las excusas, en la desesperanza… Comprométete hoy mismo a caminar hacia una vida mejor y para ello, simplemente elige un proyecto y conviértelo en tu actividad prioritaria durante unos días, ¡notarás la diferencia, te lo aseguro!

 

 

Seguir aprendiendo

Si te ha gustado este artículo y quieres dar los pasos necesarios para encauzar tu vida y comprometerte con alguna de estas metas te presento mi nuevo curso: UN AÑO PARA TRIUNFAR.

Un año para triunfar- Bienvenido 2020

Un curso donde te explico el método paso a paso para descubrir, concretar y planificar tus metas para 2020, de una manera directa y sin presión.

Con este curso conseguirás:

  • Saber qué es lo que quieres de verdad, desde el corazón, y tener un plan para conseguirlo
  • Quitarte esa presión y autoexigencia que te paralizan
  • Hacer un balance de 2019 que te ayude a saber cuál es tu punto de partida
  • Reflexionar sobre la importancia de disfrutar del camino y no sólo de la meta, porque mereces sentir que tu vida es valiosa desde este mismo momento.

Este curso consta de 7 vídeos + un cuestionario para seguir el método paso a paso e incluye el acceso a un grupo privado de Facebook + la asistencia a una clase grupal donde haremos una dinámica de tarot terapéutico para orientar nuestro año.

Puedes apuntarte ahora desde aquí:

 

UN AÑO PARA TRIUNFAR

 

¡Te espero dentro del curso para seguir aprendiendo! 🙂

 

14 Comentarios

  1. Joel Gómez Olvera Responde

    Excelente el artículo como aprendizaje de forma de estabilizar tus ideales,metas, proyecto y demas

  2. Arabella linares Responde

    Muy interesante y constructivo,todas las técnicas de superación personal dicen el que se necesita para ser “mejor” pero nunca explica can el cómo hacerlo

    • Amparo Millán Responde

      Así es Arabella, a mí me gusta ser concreta y aterrizar conceptos abstractos como «cómo ser mejores» o «superarnos» y en este caso creo que manera de hacerlo es desarrollando hábitos como estos. Gracias por comentar, un abrazo! 🙂

    • María Eugenia Responde

      Excelente. Muy interesante encontrarnos con tantas personas exitosas. Gran abrazo desde Medellín. Colombia

  3. Monserrat García Responde

    Me agrada el artículo pues me parece práctico y sencillamente realista…

  4. María Eugenia Responde

    Excelente. Muy interesante encontrarnos con tantas personas exitosas. Gran abrazo desde Medellín. Colombia

  5. saray gonzalez martin Responde

    Me inspiras muchísimo, ¡siempre que leo algo tuyo suelo salir de mis bloqueos!

  6. Desde hace mucho llevo pensando y pensando, buscabdo la manera de cambiar mi vida. Ideas he tenido muchas y a pesar de tener buen animo para empezar, siempre sucedia algo que me hacia postponerlas. Leyendo este articulo he visto el problema: la presion y la autoexigencia. Eso era lo que me frenaba o me tiraba hacia atras: hacer algo mal, el deseo del perfeccionismo. Muchas gracias! Eres un verdadero amparo… Felices fiestas y mucha felicidad en 2020.

    • Amparo Millán Responde

      Así es Ernesto, el perfeccionismo o la autoexigencia excesiva son nuestros frenos principales! Esa idea absurda de «o lo hago perfecto o mejor no hago nada». Pues no, es mejor hacer ALGO de manera imperfecta e ir aprendiendo con la experiencia que no hacer nada 😉
      Un abrazo y feliz año nuevo!

  7. Me encantó el artículo… Es más, creo que hay cosas que se pueden hacer de manera simultánea. Genial.

    • Amparo Millán Responde

      Gracias por tu opinión, Andres 🙂
      Por supuesto, hay muchos hábitos que se pueden hacer de manera simultánea, lo importante es construir rutinas que nos saquen del estancamiento y nos lleven a donde queremos llegar.
      Un abrazo!

Escribe un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.